Curso sobre Ingeniería de Sistemas Espaciales o la hoja blanca y el punto

En el marco de Converciencia 2012 se ha organizado el curso sobre Ingeniería de Sistemas Espaciales, un curso intensivo de 30 horas, que introduce a los sistemas espaciales (segmento terreno, segmento espacio, aplicaciones, etc.). Un curso dirigido a profesionales y estudiantes avanzados con conocimientos de física, matemática e ingeniería.
En el anuncio que se hizo del curso, lastimosamente no se transmitió la idea de forma correcta. El curso tiene un máximo de 20 plazas (por razones didácticas) y todos los estudiantes estarán becados gracias al esfuerzo de las instituciones involucradas (ICTP gracias a Fernando Quevedo, SENACYT, CONCYT, Universidad Galileo) y al instructor (y la familia de éste) que dona su tiempo (de curso y preparación, que son muchas horas). Se puso un precio, para dar a entender que el curso tiene un valor y que hay que tomarlo como algo especial, como una oportunidad para Guatemala; no como un relleno o curso para enseñar imágenes de satélites y no sacar nada más. Este curso es muy demandado en el extranjero, por todas las personas que se inician en la industria espacial; así que no es solamente el precio, sino que también la disponibilidad. Hay gente que espera 2 o 3 años para poderlo tomar. En esta ocasión, el curso viene a Guatemala y todos los estudiantes serán becados.

Es cierto que el anuncio no fue todo lo correcto que debiera. La idea era transmitir que el curso es relevante que es algo escaso y se debe apreciar, pero que gracias al esfuerzo de los organizadores, los costos no repercutirán en los estudiantes. Mi papá (q.e.p.d) siempre me dijo, “si das algo regalado la gente no lo aprecia” y es cierto, quizá una de las razones del subdesarrollo de Guatemala (tan rico en recursos, y nadie lo aprecia, hasta que falta, o hay sequías o inundaciones; y ya el maíz no crece, ni hay frijol, ni frutas…).

Cuando vi el anuncio, ya publicado, no me pareció mal, porque sabía que el curso está limitado a 20 estudiantes, por tanto, todos becados. Luego, con otros ojos, da una mala sensación. Pero, en cualquier caso, siguen habiendo 20 becas! Como dice el título del blog, el ejercicio la hoja blanca, de buena calidad, perfecta en todos los detalles, excepto porque tiene un pequeño punto negro en el centro; esta hoja se entrega a un grupo de personas; la conclusión del ejercicio, todos notan el punto y descalifican la hoja, pese a todas sus cualidades; nadie exalta sus características; únicamente se fijan en el punto: algo similar pasa aquí; la gente se ha fijado en el precio del curso (exorbitado, cierto); pero hay 20 becas (que aunque no se dice que son iguales al número de plazas para el curso), siguen siendo 20 becas, 20 personas recibirán el curso de forma gratuita y no creo que haya quien pague Q. 35,000 por el curso!

El número limitado de plazas es por razones didácticas, no es un curso para 100 personas, ni 30.

En fin, el curso será para 20 estudiantes, que estarán becados; y el instructor no cobra ni un centavo; pero viaja a su tierra Guatemala, a disfrutar de la gente y a tratar de ayudar al país a salir adelante. Llevaré mi hoja blanca con el punto negro y espero que alguien vea que es blanca y que tiene algo de calidad.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Curso sobre Ingeniería de Sistemas Espaciales o la hoja blanca y el punto

  1. bonilla1979 dijo:

    cuando abra el inicio de otro de estos cursos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s