Cánticos de la lejana Tierra; una utopía de Arthur Clarke

songs clarke

En 1986 se publicó la versión final del libro de Arthur Clarke “The Songs of Distant Earth” traducido como “Cánticos de la lejana Tierra“, para quienes no lo conozcan, en los enlaces anteriores pueden ver un resumen del mismo. Arthur Clarke murió en 2008 y dejó una gran cantidad de novelas de ciencia ficción y otras contribuciones que son menos conocidas, siendo quizá la mas relevante de éstas, la propuesta de los satélites geoestacionarios. Un satélite geoestacionario gira en una órbita que se encuentra en el plano del ecuador terrestre y completa una revolución alrededor de ésta en un día, de esta forma al enfocarlo con una antena o un telescopio no se necesita hacer ningún ajuste posterior. En la vida moderna los satélites geoestacionarios son indispensables pues a través de ellos se logra mantener las comunicaciones telefónicas, de televisión, de internet, de operación de los GPS’s, etcétera. En reconocimiento a él esta órbita se conoce ahora como la Orbita de Clarke.
El Problema de los Neutrinos Solares y el Impulso Cuántico
Cuando se logró entender el mecanismo de producción de energía del Sol y el Modelo Solar basado en el equilibrio entre la gravedad y la presión ejercida por la temperatura en el interior del Sol. Hubo un resultado que no cuadraba y era la producción de neutrinos, pues se predecía una cantidad y se detectaba una mucho menor, este problema no estaba resuelto cuando Clarke escribió la novela pues fue solo hasta finales de los 90 cuando se confirmó la Oscilación de los neutrinos, la que finalmente resolvió el problema. En la novela Clarke, asume que, es el Modelo Solar el que no funciona y de allí propone que el Sol iniciará su proceso de muerte mucho antes de las actuales predicciones obligando a la humanidad a emigrar lejos del Sistema Solar.
Para poder navegar a los nuevos hogares de la humanidad, hacia lugares lejanos del Sistema Solar, se necesitan fuentes de energía enormes y Clarke sugiere que una posible fuente puede ser la energía del vacío cuántico, esta propuesta aún no se ha relizado pero ya existen propuestas en esta línea a la NASA, quiza en un futuro podamos verla, aunque hay que recordar lo que decía Niels Bohr “Predecir es muy difícil, y sobre todo el futuro”.
El Gobierno.
Una de las primeras cosas que noté al interno de los Departamentos de Física, donde la principal tarea es la que debe ser, es decir investigar, es que nadie quiere asumir el papel de Jefe, pues eso involucra tareas administrativas que suelen alejar al investigador de su verdadera pasión. Por eso me gustó mucho el siguiente párrafo de Clarke “Thereafter, selecting a head of state was relatively unimpor­tant. Once it was universally accepted that anyone who deliberately  aimed at the job should automatically be disqualified, almost any system would serve equally well, and a lottery was the simplest procedure”. El cual traduzco libremente como “De allí en adelante seleccionar al jefe de estado fue un hecho sin relativa importancia. Una vez que fue universalmente aceptado que cualquiera que deliberadamente se propusiera para el cargo debería ser automáticamente descalificado, de tal forma que casi cualquier sistema podria podría servir y una lotería era el procedimiento mas simple”.
En esta época que vivimos particularmente en Guatemala que lindo sería que esta utopía de Clarke fuese cierta pues todos los candidatos a cargos públicos y aquellos de desean proponerse ya habrían sido descalificados y no tendríamos la televisión, los periódicos, el internet, los postes, las piedras, etcétera llenos de su propaganda. Además nuestra Universidad podría tener en todos los puestos de decisión, universitarios interesados en investigar en sus respectivas áreas de competencia. Pero pese a ser una utopía mucho me temo que es exagerada pues los interesados en aprovechar las ventajas que el poder, por mínimo que sea, puede otorgarles encontrarían la manera de esconder sus intenciones para no ser descalificados y luego intervendrían para que la lotería se resolviera en su favor.
El libro está lleno de ideas y solo menciono unas cuantas para motivarlos a leerlo y ojalá les de inspiración, pues el libro los puede inspirar a hacer ciencia básica, tecnología y también artes como lo hizo con Mike Oldfield y muchos mas.

Anuncios

Acerca de Edgar Cifuentes

Profesor de Física de la Universidad de San Carlos de Guatemala
Esta entrada fue publicada en Ciencia y Sociedad, Divulgación de las Ciencias, Libros. Guarda el enlace permanente.

4 respuestas a Cánticos de la lejana Tierra; una utopía de Arthur Clarke

  1. Pingback: Cánticos de la lejana Tierra | Rescepto indablog

  2. La línea de comfort que menciona Mayra ha sido el objetivo final de muchos profesores, quienes persiguen un trabajo estable que no les exija mucho esfuerzo dentro de la Universidad. Y es precisamente ese comfort el que hace que por el momento la utopía sea solo eso. Ojalá los nuevos profesionales y estudiantes ayuden a que esto vaya cambiando. Gracias por los comentarios.

  3. Enrique dijo:

    ¡Hermosa utopía! Aunque no llegáramos a ese punto, lo que sí podríamos alcanzar es la realidad de los departamentos académicos de las buenas universidades: donde nadie quiere ser el jefe para no desviarse de sus tareas de investigación, que es donde cada quien persigue su pasión. Para eso, como bien dice Mayra, hay que salir de la línea de confort, que apadrina la mediocridad y obstruye el avance hacia niveles más avanzados de educación e investigación.

  4. Mayra dijo:

    Querido Edgar
    Antes que nada te deseo que este año logres muchas de tus metas; la incorporación de Enrique Pazos al departamento de matemática, tiene forzosamente que representar una alianza que refuerce la investigación y el desarrollo de las ciencias básicas en la USAC, así como debe unirles para llevar a cabo esa misión. Une los puntos!
    En cuanto a “Pero, pese a ser una utopía mucho me temo que es exagerada pues los interesados en aprovechar las ventajas que el poder, por mínimo que sea, puede otorgarles encontrarían la manera de esconder sus intenciones para no ser descalificados y luego intervendrían para que la lotería se resolviera en su favor” vaya si, lo indicas con propiedad, el conocimiento y sobre todo la experiencia de saber que por décadas esa ha sido la forma en que los políticos y grupos ilegítiemos se empoderan en los círculos académicos; quienes nos hemos esforzado para hacer de la educación superior una educación pertinente y desarrollada para nuestros estudiantes y nuestros futuros profesionales, lo sabemos, cuanta razón!En efecto esto coloca a los advenedizos y mediacros en los mandos de decisión, así se replica el modelo, no estoy segura si de adentro hacia afuera o si de afuera hacia adentro, lo que si es cierto es que se da y se seguirá dando, hasta que los docentes digan NO, esto es complejo pues necesitarían moverse de la línea de confort y salir de sus trincheras a luchar para legitimar sus motivos. Tal vez entonces la lectura de Clarke no será en vano, y gracias por trerme a la memoria a Mike Oldfiel con su “Tubular Bells” 1974,England.
    Con todo lo que sucedió durante el segundo semestre, ya no me despedí, pero siempre cuenten conmigo…un fuerte abrazo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s